¡Abolición tauromaquia ya!

“Hoy he tenido una pesadilla: Iba corriendo por la calle mientras un montón de gente me rodeaba, me chillaba, me pegaba, me tiraba del pelo por detrás y cuando me daba la vuelta me pegaban. Yo sólo podía correr intentando huir, pero la gente no cesaba y las calles seguían llenas. Algunos compañeros como yo sufrían lo mismo pero ni nos hacíamos caso, estaban tan asustados…
Desesperado, entré en una casa que tenía la puerta abierta. Durante un segundo, respiré aliviado porque estaba vacía y los daños cesaron hasta que, al levantar la vista, vi algo horrible: una cabeza, igual que la mía, colgada y expuesta en la pared.
¿Ese iba a ser mi final…?”
Bien podría ser una película de miedo, pero para este pobre toro, fue una pesadilla hecha realidad. ¿Te imaginas vivir algo así?
Yo me he quedado alucinada con los gritos de miedo que da, el pobre, sólo quería esconderse, en ningún momento ataca a nadie.
Anuncios

No me separo por orgullo…

Cuando me separo de alguien es porque me ha hecho mucho daño,
y si me hizo mucho daño es porque le quería mucho*

 

*porque si no le quiero mucho, no me puede doler tanto nada de lo que haga.

(de estas cosas que sabes pero de repente te haces más consciente).

Cosas que me salen…

Si conectas homicida con insecticida, debería darte un pequeño vuelco el corazón…
No son “sólo” bichos. Son seres vivos.

Y esto, aunque no quiero desarrollar mucho, sólo lo dejo para dar que pensar a quien sea, lo digo porque al ir a comprar un insecticida te puedes plantear, ¿y si en lugar de matar, busco ahuyentar? Hay productos que repelen, no matan.

Haz la conexión.

Por lo de París y tantos otros sitios…

Casi siempre que le digo a alguien que estoy en contra de las guerras, de los militares, y de todo eso, me dicen que vivo en un mundo de “Yupi”, que eso es utópico, que el animal grande se come al pequeño, que es imposible que dejen de existir, que los humanos somos así por naturaleza…
Todo eso, en mi cabeza, se traduce como: No hay esperanza; el humano es odio.
Y yo sé que eso no es cierto.
Desde pequeña, lo único que he intentado realmente es cambiar el mundo. Y sé que AHORA está pasando.
Ahora sé cómo hacerlo, y formo parte de ello.
Ahora sé que es posible, y no lo voy a olvidar.
Ahora sé cuál es mi herramienta, y la seguiré utilizando.
Ahora sé que tengo poder, y NADIE ME VOLVERÁ A HACER CALLAR.
No es sólo Francia, es todo el mundo.
No es una utopía, no es mentira, no es imposible.
Porque el ser humano es amor por naturaleza, no odio.
Y donde muchos me decís que soy una soñadora, yo os digo que sí, que lo soy, pero algún día veréis que yo tenía razón. Y no os diré: “Te lo dije” desde mi ego.
Ese día sólo querré daros un abrazo y llorar de felicidad.
Y si no quieres luchar a mi lado, simplemente, no te pongas en medio, no tires por tierra las esperanzas de los que lo estamos luchando. Porque hay mucha gente que, cuando les dices “Eso es imposible”, les convences. Yo fui una de ellos hasta hace no mucho, y aunque ya no, hay gente que no ha encontrado su fortaleza todavía… Y cuando les dices eso, me quitas un aliado, y no somos muchos los que lo intentamos. La mayoría, sólo miran.
Ahora, simplemente, sé… Sé que así ocurrirá… Simplemente… Lo sé.
¡Confía!

Para las chicas de pelo rebelde-rizado

Hace tiempo, conocí a un chico por internet. Me parecía interesante cómo pensaba.
Un día, por ejemplo, me empezó a hablar de cómo él creía que el físico de las personas estaba relacionado con su personalidad. Me puso algunos ejemplos y me pareció interesante y posible (me dijo, por ejemplo, que las personas de ojos azules eran menos pasionales o algo así, hace mucho, no me acuerdo bien), así que le dije que me explicara más poniéndome como ejemplo (ahora que hago memoria creo que lo hizo sin que se lo pidiera).

Me dijo que, por ejemplo mi pelo le sugería que, al tocarlo, se le enredaría entre los dedos y no podría “peinarlo”, se quedaría atrapado; es decir, que yo era complicada y difícil de llevar (algo así, hace muchos años y no recuerdo las palabras exactas, que conste).

Yo tenía una inseguridad enorme por mi pelo desde siempre, y eso no me ayudó, pero eso da igual, si él lo pensaba…

El caso es que yo me pasé muchos años (antes y después de eso) pensando que yo era complicada y difícil de llevar, y que mi pelo era feo y se enredaría y que a nadie le gustaría tocarlo nunca.

Hace tan sólo dos días, a mis 28 años, se me ocurrió una idea como siempre me pasa últimamente (creo que he desarrollado un sexto sentido, una intuición grandísima); pensé que a mí siempre me ha encantado tocarme el pelo de forma que casi me hipnotiza y me relaja, así que lo que ocurre es que no todo el mundo sabe cómo ha de tocarse un pelo rizado… Pero si se sabe, te encantará. Simplemente, no todo el mundo lo entiende.

Al igual que puede parecer que soy difícil en un principio, pero en el fondo, mis intenciones son muy puras y bondadosa, y eso lo puedo asegurar porque sólo yo sé lo que siento y pienso. Lo que pasa es que no todo el mundo sabe cómo “tocarme”, cómo tratarme. Simplemente, casi nadie me entiende.

Gracias, Andrew, porque a ti siempre te gustó mi pelo, (o al menos eso dices siempre), y porque siempre supiste cómo tratarme, y a la gente que siempre ha estado a mi lado, a pesar de… todo (supongo que son Andrés y Sofi, pero ya tengo mucho más que casi todo el mundo).

——————————————————————————————–

Hace un tiempo se me ocurrió una idea: me gustaría crear un “blog youtuberiano” sobre cómo tratar un pelo rizado, porque a mí me ha costado mucho saber cómo y lo pasé muy mal, y no soy ninguna profesional, pero a lo mejor puedo ayudar a alguien. Pero es un proyecto más de los mil que tengo en la cabeza…

 

Sobre el catolicismo / Sobre una mujer

Conocía a esa mujer que había sido maltratada toda su vida; primero, por sus padres, que la había explotado y tratado como a una criada. Eran otros tiempos, y no soy quién para juzgar, pero desde luego que no está bien. La dejaron sin personalidad y sin amor propio y la hicieron creer que su cometido en la vida era casarse y tener hijos; que no valía para nada más que cuidar a una familia y limpiar su casa.

Todo esto se alimentaba, por supuesto, por su religión católica, que supuestamente dice que es lo que hay que hacer, que el sexo sin casarse está mal y te lleva al inferno eterno, lo que lleva a mucha gente de esa época a casarse con un casi completo desconocido para toda la vida y aguantar de todo (todos conocemos a muchas mujeres que han aguantado lo indecible por esa razón…)

El caso es que yo pensaba que esa mujer, siempre que pensaba en separarse de su marido por lo mal que la trataba, al final se echaba atrás en parte por lo duro de la situación (la separación de bienes, aprender a vivir sola cuando nunca lo has hecho), por lo que sentía por su marido, que era el único hombre con el que había estado y al que había conocido en toda su vida (que aunque la tratara mal pues siempre queda algo no?)…. Por cosas así… El caso es que hace poco me enteré de que la única razón por la que no se separaba era porque su religión católica le dice que si se divorcia será repudiada por Dios, y duda si realmente será así, así que sigue aguantado esa vida de mártir porque cree que es lo que debe hacer por un estúpido cuento que le metieron en la cabeza de pequeña y ya es imposible quitarle, porque si intentas hacerle simplemente plantearse que pueda no ser cierto el catolicismo (no en sí Dios o lo que sea) se siente obligada a taparse los oídos (figuradamente) porque, otra vez, teme ser castigada por su Dios implacable y cruel…

Realmente cada día me dan más asco las religiones que te amenazan, que son casi todas, y luego me dirán por qué no las respeto…

Quiero aclarar que yo sí creo en Dios, pero es muy distinto. Si os interesa la verdad, leed “Conversaciones con Dios”, de Neale Donald Walsch, pero sólo si os interesa el tema. Si os va bien sin saber o creer nada de Dios, seguid así. Está bien.

Ska-P

Sexo y religión

Cada día me revientan más
las putas leyes religiosas, su conducta moral
su mejor remedio al sida es la virginidad (risa)

La religión, desde la Inquisición,
ejerce poderosa y dura represión
a todo lo que se llama sexo y libertad.

¡AY!¡AY!¡AY!¡AY!¡AY!…
Disfruta de la vida y a follar que son dos días
y que nadie te reprima, rebelión contra la hipocresía.

Hoy en día, en nuestra generación
lo que dice el catecismo no lo cumple ni Dios
ni siquiera el que presume de conservador.

He aquí la hipocresía moral
la que sufrieron nuestros viejos sin placer carnal
delimitando su sexo para procrear.

¡AY!¡AY!¡AY!¡AY!¡AY!…
Disfruta de la vida y a follar que son dos días
y que nadie te reprima, rebelión contra la hipocresía.

¡SEXO! Libertad.
¡ANARKIA! Sexual.
¡SEXO! Libertad.
¡ANARKIA! ¡ANARKIA!

¡SEXO! Libertad.
¡SEXO! Anarkía.

Nadie te debe imponer jamás
haz lo que quieras con tu cuerpo en plena libertad
masturbación, penetración, practica sexo oral.

Y si luchas por la libertad
no se te olvide, hermano, el homosexual
que ya sufrieron bastante en clandestinidad.

¡AY!¡AY!¡AY!¡AY!¡AY!…
Disfruta de la vida y a follar que son dos días
y que nadie te reprima, rebelión contra la hipocresía.

¡SEXO! Libertad…

Esta es mi cabeza, MI cerebro, mis orejas; 
yo ya tengo mi moralidad. *

Disfruta de la vida y a follar, que son dos días
y que nadie te reprima, rebelión contra la hipocresía.

¡Iros a la mierda y dejadnos de una vez en Paz!

*Hay mucha gente que cree que si no eres parte de uns religión tienes que ser inmoral o malo, y no es así. Dejad a cada uno que entienda la bondad a su modo.

Little girl Selene (Alejandro Sanz – Miguel Bosé)

Últimamente pienso mucho en el pasado, y aunque todavía no he llegado a ninguna conclusión, creo que me estoy acercando a algo.

Hace mucho tiempo escribí esta entrada en mi fotolog, y el otro día me acordé de ella. Creo que merece la pena ponerla aquí.

A lo mejor, debo volver a creer que puedo cambiar el mundo.

Quizás ya estoy en el camino.

Y grito, herido: ¡No!

Un “no” que estalla en mil pedazos.
Un “no” que cae en el olvido…
Inútil, pequeño y perdido…

Cuando oía esta canción era mucho menor y muy distinta. Era esa niña que ya me resulta una desconocida.
El caso es que me sentía terriblemente identificada…
Por aquel entonces, yo quería cambiar el mundo, o mejor dicho, lo estaba cambiando.
Cada día era parte de mi pequeña lucha para salvar todo lo que habíamos estropeado, y no importaba, porque yo sabía que aunque sólo fuera una niña pequeña, lo que yo hacía sí importaba. Y algún día, gracias a mis pequeños esfuerzos y los de otras personas como yo, todo cambiaría a mejor, y por eso no me cansaba de discutir con todo el mundo para que hicieran cosas buenas para los demás y para nuestra Tierra.
En un principio, fui una “hippie alocada”, y escuchaba “Completamente loca” de Alejandro Sanz mientras saltaba por toda mi habitación, pensando que yo era exactamente igual que esa chica aunque no hubiera oído la canción hasta entonces, y es que la verdad es que era exactamente igual: mi mayor preocupación era salvar el Amazonas, mi lugar favorito por aquel entonces, y que los niños no hicieran daño a los animales y plantas de su alrededor, con los que por supuesto hablaba. Me imaginaba a mí misma gritando a todo el mundo “que no quiero ser como ellos”.
La parte menos dudosa de la canción es que todos pensaban que estaba loca… Pero bueno, en cierto modo, añoro esos tiempos…

ALEJANDRO SANZ – COMPLETAMENTE LOCA

Hoy la vi
hablando con las flores del parque;
llorando porque vio un pájaro morir.
Ella está completamente loca.

Ella está
preocupada por lo del Amazonas,
rebelada con toda la sociedad.
Ya lo ves: Completamente loca.

Dice que
no entiende la señal de “Prohibido”,
que la va a cambiar por “Pase sin llamar”.
Ella está completamente loca.

Sí… Si por su manera de pensar
le llaman loca
que me llamen loco a mi también, mucho mejor,
y les gritaré que no quiero ser como ellos:
la gente que piensa que ella está
completamente loca.

Mírala: dice que está bien a mi lado,
dice que le gusto así como soy.
Ella está completamente loca.
Le gusta más si sale de mi mano a pasearse
ver cielo abierto, que abierto el cielo ya está.
Completamente loca.

La quiero, ¿y qué?
Me gusta su manera de verlo
porque piensa lo mismo que pienso yo,
y porque está completamente loca.

Estribillo

Piensa que las peleas se combaten con los besos
y que el hambre se solucionaría queriendo hacerlo.
Hay gente que piensa que esto ya pasó de moda,
hay gente que piensa que ella está completamente loca.

Estribillo
Luego vino la época de Gulliver, y de darme cuenta de que por muchos “noes” heridos que yo pudiera gritar, era imposible cambiar el mundo, y en cierto modo, yo no era la más indicada para salvar nada, ya que no podía salvarme a mí. Y empecé a olvidarme de aquella causa…
No sé cuál fue el momento exacto en el que perdí esa esperanza, pero una cosa está clara: Ya no queda nada de esa niña que iba a salvar el Amazonas fuera como fuera (aunque en cierto modo ese tema me sigue preocupando, y a veces me veo discutiendo con alguien sobre eso. Pero claro, ahora sé que no sirve de nada).

MIGUEL BOSÉ – GULLIVER

En esta noche eterna busco un resto de mi sol.
El mundo que recuerdo
vida a vida, como todo, se apagó.
Pensar que pude haber salvado…
Quise ser Gulliver
y nunca fui Gulliver

En esta noche oscura, como siempre, me perderé,
pisando tierra yerma
Y perseguido por la voz de lo que sé.
Y sé que se me fue la mano
pero era ya tarde…
Muy tarde.

Y grito, herido: ¡No!
Un “no” que estalla en mil pedazos,
un “no” que cae en el olvido,
inútil, pequeño y perdido.
Y grito, herido: ¡No!
Tan fuerte y tan desesperado;
tan grande, solitario y vencido…
Inútil, pequeño y perdido…

Y grito: ¡No! ¡NO!

En esta noche oscura ya no cabe posibilidad
de darle vida a nada:
Lo que muere, para siempre muerto está.
Y duele tanto echar de menos…
Quise ser Gulliver
y nunca fui Gulliver…

Estribillo.

Inútil, pequeño, perdido…

Perdido mi último aullido…

Y grito, herido: ¡No!
Un “no” que estalla en mil pedazos,
un “no” que cae en el olvido,
inútil, pequeño y perdido.
Y grito: ¡No!
No…
Perdido…
Salvado…
No salvado…

Estribillo

(Inútil, pequeño y perdido.
Inútil, pequeño y perdido.
Inútil, pequeño y perdido…)